Mira mi Obra:

¿Te gusta? Ese es mi currículo.

¿No te gusta? Unas líneas con los nombres de galerías y algunos premios, no debería aportarte nada. Y a mi no me interesa una persona que mide mi valor por la cantidad de líneas.

Mi trabajo es el fruto de años de experimentación; de aciertos y bastantes fracasos. He expuesto en muchas galerías, salas, bares, etc. También tengo algunos premios y menciones. Con los años me he dado cuenta de que todo esto apenas tiene valor real. Lo que verdaderamente importa, es que la obra a la que te enfrentas como espectador, te cuente algo; te llame o la necesites.

TODO lo demás es humo.

No midas el valor de un creativo por su currículo. He conocido artistas con hojas llenas de líneas, con una obra vacía y plana. Y a noveles con su hoja en blanco, que me han hecho llorar. Eso es lo que cuenta.

Atrévete a confiar en tu propio criterio, de verdad, escucha a tus tripas. Si te gusta, es bueno para ti. Si no te llega, por muchas líneas que tenga ese artista, no te hagas con su obra. Con el tiempo te arrepentirás y la obra acabará en un rincón. Si te gusta, hazte con ella. Sin más, sin explicaciones ni la necesidad de justificarte ante nadie.

Estas son las líneas de mi currículo. Sin nombres ni premios.
A mis 48, es lo que hay. (Esta es la única línea que actualizare el año que viene.)

Pin It on Pinterest

Share This